Esta aqui:Inicio » Naturaleza » Uncategorized » Buscan otro director para La Primavera

Buscan otro director para La Primavera

La convocatoria ya fue emitida y se llevaría a cabo la tarde del próximo viernes, según lo revelaron fuentes del consejo a este diario.

Agustín del Castillo – PÚBLICO

Esta misma semana están convocados los miembros del Comité Técnico para la Administración del Bosque La Primavera para analizar los diversos aspirantes a la dirección ejecutiva del área de protección de flora y fauna, cargo que permanece vacante desde el 23 de abril pasado, en que fue destituido Salvador Mayorga Castañeda, tras once años de gestión.

La convocatoria ya fue emitida y se llevaría a cabo la tarde del próximo viernes, según lo revelaron fuentes del consejo a este diario. No han trascendido los nombres de quienes serían “candidateados”, pero se supone que los diversos consejeros pueden hacer sus propuestas. La Secretaría de Desarrollo Rural (Seder) está interesada en un director con perfil “negociador” ante los propietarios del bosque, pero eso le ha ganado críticas de otros sectores.

Como área natural protegida de carácter federal, el bosque es regulado por el decreto del 6 de marzo de 1980 y el posterior programa oficial de manejo, donde se establece la zonificación de su superficie, sus usos potenciales y sus restricciones. La administración de la zona recae originalmente en el gobierno federal, pero a partir del 28 de agosto de 1996 fue cedida mediante un convenio al gobierno del estado. Éste creó un fideicomiso al cual llegan los dineros. El Comité Técnico para la Administración del Bosque La Primavera, presidido por el gobernador del estado e integrado por representantes del sector público, privado y social, define el uso de esos recursos y ordena al director ejecutivo su aplicación, siempre con base en el programa de manejo, que es la norma fundamental de todo lo que se hace en el bosque.

El consejo técnico tiene representación de los tres niveles de gobierno, pero también de la academia y de algunas organizaciones de la sociedad civil. Una de las críticas que se le hace es el predominio de las instancias gubernamentales, y su mala articulación, lo cual sería un freno a la ciudadanización de la protección del bosque.

De hecho, hoy, todo ese proceso institucional está en revisión. Se ha quedado trunca, y será tarea de la nueva dirección ejecutiva continuarla, la tarea de revisar el programa de manejo y replantearlo a las nuevas realidades. Muchos de los críticos del trabajo del gobierno estatal temen que se pretenda hacer un programa “a la carta” de los pequeños propietarios que pretenden sacar adelante proyectos residenciales disfrazados de ecoturismo, y que son los grandes afectados con el decreto de 1980 (Público, 27 de abril de 2008).

Scroll to top