Esta aqui:Inicio » Agua » Gana Temacapulín. No lo inundarán con Presa El Zapotillo

Gana Temacapulín. No lo inundarán con Presa El Zapotillo

El Gobernador electo de Jalisco informa su decisión a través de twitter, sin dar mayores detalles. Fue uno de sus compromisos de campaña.

Temacapulín vista aerea

Temacapulín vista aerea

Por Sergio Hernández

29 de diciembre de 2013.- A través de un mensaje enviado por la red social Twitter, el Gobernador electo de Jalisco, Jorge Aristóteles Sandoval anunció que el pueblo de Temacapulín, ubicado junto al Río Verde, en el unicipio de Cañadas de Obregón, no se va a inundar con la construcción de la Presa El Zapotillo, como lo planteaban tanto la Comisión Nacional del Agua y el actual Ejecutivo del Gobierno del Estado.

Un escueto mensaje del Gobernador electo enviado a las 17:30 horas es lo único que se ha informado del tema: “Lo reitero: Jalisco debe ser el principal beneficiado de las decisiones y no el que las padezca. No vamos a inundar Temacapulín“.

Aristóteles tuit

Aristóteles tuit

Aristóteles Sandoval no hizo mención alguna de otros dos pueblos amenazados de ser inundados con el vaso artificial que creará la Presa El Zapotillo, que son Acasico y Palmarejo.

La postura del grupo denominado Salvemos Temaca, se dará a conocer el jueves a las 12:00 horas en una rueda de prensa, según informaron a través de internet.

“Recibimos con beneplácito y como una señal de buena voluntad la noticia dada a conocer a través de los medios de comunicación, los días 28 y 29 de enero por el nuevo titular de la Conagua y el gobernador electo en relación con la Presa El Zapotillo. Con esta decisión se confirma que nuestra lucha es justa y que nuestros argumentos son válidos”, señalan.

“Todos nuestros Comités se encuentran deliberando y analizando la situación y daremos nuestra postura colectiva en rueda de prensa el día de mañana jueves 31 de enero a las 12 am en el Hotel La Rotonda (Liceo #130 entre Juan Manuel e Independencia, Colonia Centro) en Guadalajara, Jalisco”.

La transmisión de esta rueda de prensa puede seguirse a través de internet en el siguiente enlace: www.ustream.tv/channel/mapder

El nuevo titular del Organismo de Cuenca Lerma Chapala Santiago Pacífico de la Comisión Nacional del Agua, José Elías Chedid, en una rueda de prensa comentó el 28 de enero que sería el nuevo Gobierno de Jalisco el que tome la decisión del tamaño de la cortina de la presa, ya que de eso depende si se salva o no este poblado.

La Presa El Zapotillo le dará agua a la ciudad de León, Guanajuato, a partir del Río Verde, a través de un acueducto de 139 kilómetros.

Acueducto a León desde la Presa El Zapotillo (en rojo)

Acueducto a León desde la Presa El Zapotillo (en rojo)

La lucha del pueblo de Temacapulín por salvaguardar su comunidad lleva más de cuatro años. El 1 de agosto del año 2007, en Casa Jalisco, se dio a conocer que la Presa El Zapotillo tendría el doble de capacidad para almacenar agua, que sería destinada ya no sólo a León y Los Altos de Jalisco, sino también para la Zona Metropolitana de Guadalajara.

A la reunión asistieron el Gobernador de Jalisco, Emilio González; el de Guanajuato, Juan Manuel Oliva, y el de San Luis Potosí, Marcelo de los Santos, además del entonces titular de la Conagua, José Luis Luege Tamargo.

En principio el embalse se planteó para almacenar 410 millones de metros cúbicos de agua del Río Verde, pero luego de este anuncio El Zapotillo se construiría para 860 millones. El costo de la presa inicialmente fue de 7 mil 100 millones de pesos con una cortina de 80 metros, y crecerla a 105 metros daría un costo total de 7 mil 900 millones de pesos, cantidad que ya fue significativamente rebasada en el presupuesto.

Una presa más grande traería como consecuencia una más amplia área de afectación a comunidades cercanas al Río Verde, de 2 mil 300 a 3 mil 300 hectáreas, pero ni Luege Tamargo, ni el encargado regional de la dependencia federal, Raúl Antonio Iglesias Benítez, revelaron ese día cuáles serán las otras poblaciones que se iban a inundar.

Con esa decisión ya se sospechaba la posible cancelación de la Presa de Arcediano, que abastecería de agua a Guadalajara con líquido del Río Santiago y del Río Verde. La elevación de la cortina de la Presa El Zapotillo implicaba que ahí se almacenara una cantidad de agua similar a la contemplada en Arcediano, 450 millones de metros cúbicos de agua.

Ese 1 de agosto de 2007 las autoridades aseguraron que crecer el Zapotillo no implicaba cancelar la Presa de Arcediano, que a final de cuentas sí sucedió el 17 de noviembre de 2009, de acuerdo a un anuncio hecho por Josè Luis Luege Tamargo, titular de la Conagua, ante un grupo de diputados en una comparecencia.

La lucha de Temacapulín implicó cosas tan extrañas como un dictamen del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) donde se mencionaba que pueblo no podría desaparecer porque tenía muchos edificios de valor histórico, documento que la misma dependencia federal descalificó ante la presión de la Comisión Nacional del Agua. Semanas después autorizaría la inundación.

Un momento importante en la defensa de Temacapulín fue la presencia en el lugar de un enviado de la Organización de Naciones Unidas, Oliver de Shutter, relator especial sobre el derecho a la alimentación, quien advirtió violaciones elementales a los afectados por esta presa, como es en el derecho a la consulta, lo cual se incluyó en un informe al Gobierno de México, consideraciones que fueron despreciadas por el titular de la Comisión Estatal del Agua de Jalisco, César Coll Carabias, y por el director regional de la Conagua, Raúl Antonio Iglesias Benítez.

Uno de los aliados de esta lucha por la defensa del pueblo de Temacapulín frente a las intenciones de la Conagua y el Gobierno de Jalisco fue el experto español Pedro Arrojo, de quien compartimos el siguiente video, de junio del 2011 , en una entrevista que ofreció luego de intervenir en una conferencia en el Congreso de Jalisco.

Scroll to top