Esta aqui:Inicio » Naturaleza » Uncategorized » Miguel Angel sí murió por intoxicación con arsénico, asegura Antonio Gallardo Meza

Miguel Angel sí murió por intoxicación con arsénico, asegura Antonio Gallardo Meza

Pudo haber ingresado con 100 microgramos por litro de sangre, dijo el especialista del HGO

Es muy raro que una infección produzca un cuadro de coma como el que padeció el niño, señala

Antonio Gallardo, presidente de la Asociación Médica del HGO, en entrevista con La Jornada Jalisco

Jorge Covarrubias – LA JORNADA JALISCO

Desde que falleció Miguel Angel, los habitantes de Bonito Jalisco se han familiarizado con la palabra arsénico más de lo conveniente, lo respiran a diario, y sus hijos juegan cerca de un río –el Santiago– que está envenenado con el metaloide. Ahí cayó Miguel y después entró en un coma profundo que lo llevó a la muerte. El más reciente estudio, a cargo del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses (IJCF), dice que al niño lo mató una infección que dañó todos sus órganos vitales y nunca hubo arsénico en su cuerpo en niveles más de lo permitido. Conclusión: el caso está cerrado.

Sin embargo, para el doctor Antonio Francisco Gallardo Meza, presidente de la Asociación Médica del Hospital General de Zoquipan (HGO) y coordinador de Enseñanza de Pediatría en el mismo nosocomio, el menor sí estuvo intoxicado con el metal y es muy posible que pudiera haber ingresado con más de 100 microgramos de arsénico por litro de sangre, el doble de lo registrado en el único examen que dio positivo.

“Inclusive el hecho de haber tenido 51 (microgramos) a los cuatro días o cinco días de la orina, es factible que ese niño en los primeros (días) hubiera tenido mucho más niveles elevados de arsénico”, dijo sin inmutarse.

–Usted como presidente de la Asociación Médica del Hospital General de Zoquipan estuvo al tanto del caso de Miguel Angel.

–Bueno, más que como presidente, como coordinador de Enseñanza de la División de Pediatría sí estuvimos al tanto de los acontecimientos del paciente, eh… consideramos que el cuadro clínico con que llegó el niño era sugestivo de un toxsíndrome. El toxsíndrome es una serie de manifestaciones que se pueden presentar con diversos agentes tóxicos que van desde procesos infecciones, desde intoxicaciones por plantas, intoxicaciones por medicamentos, intoxicaciones por, en este caso, metales, metales pesados. Con este diagnóstico se actuó de rigor en un principio y se dio tratamiento cubriendo todas las posibilidades que acabo de mencionar, incluyendo los metales pesados e incluyendo los procesos infecciosos. Como desafortunadamente los diagnósticos se confirman por laboratorio, estos resultados no son inmediatos, al no ser inmediatos se cubren todas las posibilidades y en cuanto se tiene el resultado, entonces ya se va más específicamente a lo que tiene el paciente, en este caso el resultado se obtuvo aproximadamente el día 10-11, no recuerdo exactamente la fecha, y lo primero que se hizo fue comunicarle a la familia: el niño tiene niveles por arriba de lo permitido de arsénico en la orina, lo cual nos habla de que el paciente tenía una intoxicación inicialmente por arsénico. Secundariamente esta intoxicación lo llevó en rápidas horas al momento del ingreso a un coma profundo, este coma profundo, con el pasar de los días, desarrolló un síndrome de falla orgánica múltiple que finalmente lo condujo a la muerte.

–¿Con estos elementos puede decir que Miguel Angel estuvo intoxicado con arsénico?

–Sí, definitivamente sí. Estamos convencidos los médicos del hospital que el niño se intoxicó por arsénico; vuelvo a repetir, esto generó un coma profundo, esto generó una falla orgánica y finalmente la muerte. ¿Cómo o por qué afirmamos esto?, pues porque el paciente tenía un cuadro clínico de intoxicación por arsénico, un toxsíndrome, que es una diarrea aguda, muy severa, vómitos agudos muy severos, casi harían pensar en un cólera, pero con alteraciones de la conciencia en forma importante, que rápidamente lo llevan a un coma profundo. Estos son datos muy compatibles con un toxsíndrome secundario a una intoxicación por arsénico. Como le digo, puede haber algunos otros procesos infecciosos que pudieron haber producido esto, aunque es extremadamente raro que una infección por sí sola produzca un cuadro de coma profundo en unas cuantas horas de haber ingresado al hospital, porque el paciente de hecho ingresó entre periodos de lucidez y de incoherencias.

–¿Entonces tendría que haber sido una infección severa?

–Tendría que haber sido una infección extremadamente agresiva o una cantidad de gérmenes que lo hubieran llevado a una necrosis de las glándulas suprarrenales y hacer una cosa que se llama Síndrome de Water House Friderichsen, ese síndrome sí produce en pocas horas un choque severo y la muerte, pero es muy rápido, inclusive no duran tantos días. Es raro que un niño por una infección gastrointestinal, como originalmente ingresó el paciente, con diarrea y vómito severo, lleve a un coma profundo así tan rápido.

–¿Por qué salieron negativos los otros estudios, incluida la necropsia del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses?

–Normalmente cuando usted determina arsénico en sangre, que es donde determinaron las personas que dijeron que no se había intoxicado por arsénico, se desaparece en las siguientes 24- –48 horas, ya no tenemos niveles en sangre, entonces a los 18 días, y más con tratamiento con agentes quelantes (antídotos que separan los metales del cuerpo), pues obviamente menos íbamos a tener niveles que nos indicaran de una intoxicación.

–¿Se puede presumir de negligencia médica?

–No, por supuesto que no, por supuesto que no. Negligencia médica es actuar en forma incorrecta en el tratamiento de un paciente y aquí se actuó con conocimiento, con ética y con responsabilidad en el tratamiento de este paciente. Entonces se intoxicó con arsénico y todo lo demás son consecuencias.

–¿Además de usted cuántos médicos están en desacuerdo con el dictamen de la necropsia?

–En número no sé, pero la Sociedad Médica no estamos de acuerdo en que se hable mal del hospital, siendo que el hospital tiene una imagen ante la sociedad que está por y para la atención médica de los pacientes, que se está preparando continuamente desde el punto de vista científico y actualizándose para poder tratar pacientes. Entonces no podemos permitir que se hable mal cuando no hubo ninguna negligencia, ni ningún acto de deshonestidad, ni de irresponsabilidad en el tratamiento de este paciente.

–¿Por qué se trató con mucho hermetismo el caso de Miguel Angel, es cierto que sus papás aún no tienen acceso al expediente clínico?

–Es que le voy a decir una cosa, la gente no tiene acceso a los expedientes clínicos normalmente, a menos que haya una solicitud expresa a las autoridades del hospital, pero normalmente los familiares no tienen acceso. ¿Por qué?, pues porque simple y sencillamente un familiar, una gente que no es médico, no entiende todo lo que se escribe y todo lo que se plantea; sin embargo, durante todo el tiempo que estuvo internado el niño hubo una comunicación constante, directa, durante prácticamente los tres turnos de los médicos encargados del paciente con la familia. Todo el tiempo hubo una comunicación, por eso le digo que el actuar de los médicos fue con ética y responsabilidad. Dice usted que había hermetismo, no sé si se refiera a que no se daba rápidamente el flujo de la información. Efectivamente no se podía dar el flujo de la información rápidamente a los medios porque no se tenía en un principio la causa exacta de la intoxicación. Entonces no podíamos hablar de algo que no sabíamos, que inferíamos, pero que no sabíamos.

–¿Se van a dar a conocer esos expedientes?

–Los expedientes los tiene el gobierno del estado, los tiene el hospital, o sea la dirección, el expediente ahí está. Hay copias certificadas en diferentes lugares en donde si alguien quiere ir, pues tiene que solicitarlo como se solicita una información de ese tipo.

–Tenemos varias versiones sobre la muerte de Miguel Angel, ¿a cuál le hacemos caso?

–Yo nada más conozco dos, que se intoxicó y que no se intoxicó. La que nosotros afirmamos es que el niño sí se intoxicó, y luego falleció por una serie de complicaciones secundarias a… ésa es la transparencia, yo no sé por qué buscarle tantas cosas o qué es lo que tratan de demostrar las gentes que están diciendo ahora que no.

–¿Se intoxicó y se intoxicó por arsénico?

–Se intoxicó por arsénico y de acuerdo con el cuadro clínico y de acuerdo con los niveles que presentaba en orina, en la muestra de orina del quinto día.

–¿Qué opinión le merece que el doctor Mario Rivas Souza, un decano de la medicina forense, haya avalado la necropsia que practicaron al niño?

–Pues a mí sí me llamó un poquito la atención porque la primera declaración de él es que sí hubo intoxicación por arsénico, y él mismo dijo que los médicos actuaron bien. Nos extrañó pues a todos los que leímos esas notas del jueves o viernes de que el niño no había muerto por arsénico sino por una infección. No entendemos por qué.

–¿Usted cree que el niño cayó al río Santiago?

–Eso yo no se lo puedo decir, eso es lo que dicen las gentes que lo vieron. Yo lo que pienso es que las autoridades deben definir de dónde sacó Miguel Angel ese arsénico en su cuerpo para llegar a tener cuatro veces más en la orina arsénico de lo permitido. Esto qué quiere decir, que el niño debía tener mínimo permitido 12 y tenía 51, cuatro veces más, entonces las autoridades de sanidad, salud ambiental, en fin, deben investigar de dónde el niño sacó (arsénico). Si el niño cayó al río o no, eso yo no lo puedo afirmar, porque yo no lo vi. Lo que sí le puedo decir es que sí había arsénico porque tenemos las evidencias de laboratorio de que había arsénico en la orina y el cuadro clínico en la orina en forma retrospectiva nos habla de una intoxicación por arsénico. Tenía afectados los riñones, tenía afectado el hígado, tenía afectado el cerebro.

Scroll to top