Esta aqui:Inicio » Política Ambiental » ONU reclama acción firme y acelerada para alcanzar objetivos de biodiversidad en 2020

ONU reclama acción firme y acelerada para alcanzar objetivos de biodiversidad en 2020

From L-R: Event moderator David Ainsworth , CBD Executive Secretary Braulio Dias, Minister of Environment of the Republic of Korea H.E. Seongkyu Yoon, UNEP Executive Director Achim Steiner, President of Korea Environment Institute Park Kwang-Kook, GBO-4 Lead Author Paul Leadley.

From L-R: Event moderator David Ainsworth , CBD Executive Secretary Braulio Dias, Minister of Environment of the Republic of Korea H.E. Seongkyu Yoon, UNEP Executive Director Achim Steiner, President of Korea Environment Institute Park Kwang-Kook, GBO-4 Lead Author Paul Leadley.

PyeongChang /Montreal

6 de octubre de 2014.- Es necesaria la acción firme e innovadora de forma urgente si los gobiernos quieren alcanzar el Plan Estratégico acordado mundialmente para la Biodiversidad y los Objetivos Aichi para 2020. Así lo señala un informe en desarrollo de las Naciones Unidas sobre el estado mundial de la biodiversidad.

Lanzado hoy un año antes de llegar a la mitad del Plan Estratégico para la Biodiversidad 2011-2020 y la Década de las Naciones Unidas para la Biodiversidad, Perspectivas de la Biodiversidad Mundial 4 muestra que ha habido un progreso significativo en lograr los componentes de la mayoría de los objetivos de biodiversidad de Aichi. Sin embargo, en la mayor parte de los casos se necesita una acción adicional para mantener el Plan Estratégico para la Biodiversidad 2011-2020 en curso.

El Plan Estratégico para la Biodiversidad 2011-2020 y sus 20 Objetivos para la Biodiversidad de Aichi, fueron acordados por la comunidad internacional en 2010 en Nagoya, Japón, y desde entonces han sido reafirmados por la Asamblea General de las Naciones Unidas y la Cumbre de Río+20 en 2012.

Lograr los Objetivos de Biodiversidad de Aichi contribuiría significativamente a ampliar las prioridades mundiales abordando la agenda de desarrollo post-2015; por ejemplo, reduciendo el hambre y la pobreza, mejorando la salud humana y asegurando un suministro sostenible de energía, y alimento y agua limpia.

Sin embargo, lograr estos objetivos conjuntos requiere cambios en la sociedad, incluyendo un uso mucho más eficiente de la tierra, agua, energía y materiales, repensar nuestros hábitos de consumo y, en concreto, grandes transformaciones en los sistemas alimentarios.

Ban Ki-moon, Secretario General de las Naciones Unidas, subrayó la unión entre biodiversidad y desarrollo sostenible: “Urjo a los Estados Miembros y grupos de interés en todas partes a tomar las conclusiones del GBO4 en cuenta en su planificación, reconociendo que la biodiversidad contribuye a solucionar los retos a los que nos enfrentamos y redoblar esfuerzos para conseguir nuestras metas compartidas”, dijo.

Achim Steiner, Subsecretario General de la ONU y Director Ejecutivo del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) dijo, “La gestión responsable de la biodiversidad de nuestro planeta está motivada no sólo por un sentido compartido de la responsabilidad con las futuras generaciones. Los factores que llaman a los políticos a salvaguardar la biodiversidad son cada vez más de naturaleza económica. Sin una biodiversidad sana, los medios de vida, servicios a ecosistemas, hábitats y seguridad alimentaria podrían verse comprometidos”.

“Las acciones para reducir la pérdida de biodiversidad supondrán inevitablemente una variedad de beneficios sociales y pondrán las bases para la transición socioeconómica hacia un modelo de desarrollo más sostenible e inclusivo”, añadió.

“La buena noticia es que las Partes están progresando y tomando compromisos concretos para las Metas de Biodiversidad Aichi”, dijo Braulio Ferreira de Souza Dias, Asistente del Secretario General de la ONU y Secretario Ejecutivo de la Convención para la Diversidad Biológica. “Sin embargo, el informe también señala que los esfuerzos pueden verse aumentados si el Plan Estratégico de Biodiversidad 2011-2020 se pone en marcha y los Objetivos de Biodiversidad de Aichi se logran”.

“Nuestros esfuerzos pueden y deben ser fortalecidos por acciones combinadas que aborden las distintas cuestiones de la pérdida de biodiversidad y otros objetivos. El mundo cada vez más entiende la unión crítica entre biodiversidad y desarrollo sostenible. Las medidas para lograr los objetivos de biodiversidad de Aichi será necesaria un mayor seguridad alimentaria, poblaciones más sanas y un acceso mejorado a agua limpia para todos”, dijo.

Con el progreso logrado hasta la fecha, existen vías posibles para acabar con la pérdida de biodiversidad junto a los objetivos mundiales relacionados con el cambio climático, la degradación de la tierra y el desarrollo sostenible.

En Desarrollo:

En la implementación del Plan Estratégico de Biodiversidad 2011-2020, se ha visto un progreso en las siguientes áreas:

*Áreas Protegidas Objetivo 11

La superficie terrestre del planeta protegida está aumentando y la designación de áreas marinas protegidas está creciendo. Cerca de un cuarto de los países han sobrepasado el objetivo de proteger el 17 por ciento de su superficie terrestre.

Sin embargo, lograr el componente marino del Objetivo 11 requiere esfuerzos adicionales. El progreso es mayor en áreas costeras, mientras que el mar abierto y océanos profundos, incluyendo altas mareas, a penas están cubiertos.

 

*Acceso y Beneficios de Compartir Recursos – Objetivo 16

El Protocolo de Nagoya entró en vigor el 12 de octubre de 2014 siguiendo su ratificación por 51 Partes en avance de la fecha límite de 2015.

Sin embargo, se necesitan más ratificaciones del Protocolo de Nagoya, así como asegurar que todas las Partes están en su lugar para 2015 con medidas legislativas, administrativas y políticas necesarias para su operatividad.

* Estrategias para la Biodiversidad y Planes de Acción Objetivo 17

179 de las 194 Partes de la Convención han desarrollado Estrategias Nacionales para la Biodiversidad y Planes de Acción, al menos 57 de los cuales siguen funcionando.

 

Dónde son necesarios mayores esfuerzos

Para la mayoría de los objetivos, son necesarios esfuerzos adicionales de modo que se asegure su ejecución en 2020. Por ejemplo:

Reducir a Mitad la Tasa de Pérdida de Hábitats Naturales, incluyendo bosques – Objetivo 5

Reducción de la contaminación, incluyendo del Exceso de Nutrientes  – Objetivo 8

Reducción las Múltiples Presiones sobre Ecosistemas Vulnerables al Cambio Climático y Acidificación del Océano, como los Arrecifes de Coral –  Objetivo 10

Búsqueda de la Prevención de la Extinción de Especies Amenazadas y Mejora de su Estatus de Conservación – Objetivo 12

Restauración de los Ecosistemas y Desarrollo de la Resiliencia – Objetivo 15

 

El camino adelante

El reto de lograr muchas de estas metas se basa en la realidad de que según las tendencias actuales, las presiones sobre la biodiversidad van a seguir aumentando al menos hasta 2020 y que el estatus de la biodiversidad continuará empeorando. Esto es a pesar de que las respuestas de la sociedad a la pérdida de biodiversidad están aumentando drásticamente, y los planes y compromisos nacionales se espera que continúen aumentando para lo que queda de década.

Esto puede que sea en parte debido el tiempo que se tarda desde que se llevan a cabo acciones positivas hasta lograr las consecuencias positivas discernibles. Pero más probablemente porque estas respuestas son insuficientes para las presiones, de tal modo que no superan los impactos crecientes de la pérdida de biodiversidad, sugiriendo que el trabajo en esta área se convertirá en prioridad.

Cada uno de los Objetivos de Biodiversidad de Aichi no pueden lograrse aisladamente. Las acciones en algunos objetivos tienen una influencia especialmente fuerte en el logro de los demás.

Existen vías plausibles para lograr la visión 2050 que acaba con la pérdida de biodiversidad, junto a los objetivos de desarrollo humano claves, limitando el cambio climático a un calentamiento de 2oC y combatiendo la desertificación y degradación de la tierra. Sin embargo, lograr estos objetivos comunes requiere cambios en la sociedad incluyendo un uso mucho más eficiente de la tierra, agua, energía y materiales y repensar nuestros hábitos de consumo y en particular mayor transformaciones en los sistemas de producción alimentarios.

Para descargar el informe por favor, visite www.cbd.int/gbo4 .

LA INFORMACIÓN AQUÍ PUBLICADA ES UN COMUNICADO DE UNITED NATIONS ENVIRONMENT PROGRAM

Scroll to top