Esta aqui:Inicio » Naturaleza » Uncategorized » Pagaría la zona conurbada entre 80 y 100 mdp por verter agua sin tratamiento: Iglesias Benítez

Pagaría la zona conurbada entre 80 y 100 mdp por verter agua sin tratamiento: Iglesias Benítez

Este año comenzará la construcción de las plantas de tratamiento, revira César Coll

El director del CEA afirmó que se trabaja para paliar la contaminación en El Salto y Juanacatlán

Juan Carlos G. Partida – La Jornada Jalisco

Raúl Antonio Iglesias Benítez, gerente regional del organismo Cuenca Lerma-Santiago-Pacífico, calculó que anualmente la zona conurbada de Guadalajara deberá pagar entre 80 y 100 millones de pesos, luego que terminó el plazo otorgado por la Comisión Nacional del Agua (Conagua) para que las poblaciones mayores a 10 mil saneen sus descargas de aguas residuales hacia los ríos, lo que aún no sucede en el caso de la capital jalisciense.

“Tomando en consideración los dos parámetros de ley y lo que dice la Ley Federal de Derechos, que durante el proceso de construcción de sus sistemas operativos se reduce 50 por ciento estos montos, la zona conurbada de Guadalajara pagaría entre 80 y 100 millones de pesos al año más o menos, habría que afinar los números considerando el DQ y los sólidos, las cantidades son dinámicas y hay que ver los números por trimestre con los volúmenes para sacar el dato, pero andaría alrededor de esta cantidad”, dijo Iglesias Benítez.

Tras la entrada en vigor de las modificaciones a las leyes Federal de Derechos y Aguas Nacionales, los adeudos que tendrían con la Conagua los municipios que no cumplieron con el plazo para construir plantas de agua, quedarán sin cargos de multas por este concepto, pero a partir del primero de enero pasado están obligados a pagar por verter aguas residuales sin tratamiento a los ríos, mediante un factor que no sólo calcula la cantidad desechada, sino que verifica el grado de contaminación que contiene.

De su lado, el director de la comisión Estatal del Agua (CEA), César Coll Carabias, afirmó que este mismo año comenzará la construcción de las plantas de tratamiento de aguas residuales y dijo esperar que en febrero próximo se abran las licitaciones para las empresas interesadas en realizar dicha infraestructura.

“La última inconformidad (de las empresas que participaron en el anterior concurso y que no tuvo ganador) fue resuelta en favor de la CEA, el 28 de diciembre tuvimos el oficio correspondiente, y en estos momentos estamos viendo con Finfra (el Fondo de Inversión en Infraestructura ) para que en la reunión extraordinaria del consejo de Finfra se plantee la posibilidad de la nueva estructura de las licitaciones y empezar a invitar y publicarlas. Ojalá que en febrero ya estemos licitando”, dijo.

Entrevistado antes que Iglesias Benítez, el director de la CEA dijo que hasta ayer no han tenido un comunicado para darles a conocer la postura que tomaría la federación ante el término de plazo a las poblaciones mayores de 10 mil habitantes que no han construido sus plantas de tratamiento.

El Salto y Juanacatlán

Por otra parte, Coll Carabias también fue interrogado con respecto de la contaminación que padecen los pobladores de las cabeceras municipales de Juanacatlán y El Salto debido al paso de las aguas contaminadas del río Santiago, justo en la confluencia con el arroyo de El Ahogado que conduce los desechos del sur de la zona metropolitana incluidos varios corredores industriales.

“Hemos buscado alternativas viables, esta es una medida emergente y cuando se tenga la planta de El Ahogado vamos a reducir sustancialmente el verter al río Santiago aguas no tratadas”, afirmó.

Aunque no fue muy claro para describirlo, dijo que la CEA trabaja un proyecto que alivie la contaminación lo más pronto posible mediante “una pequeña obra de infraestructura” que abastecería el canal que va a La Aurora, sumado a evitar que el agua sucia se siga represando junto a la cascada, si bien explicó que a final de cuentas es la Conagua la que decidirá si se realiza o no el proyecto.

Scroll to top