Esta aqui:Inicio » Naturaleza » Rumbo a un bosque – escuela en La Primavera

Rumbo a un bosque – escuela en La Primavera

El ITESO implementará en su predio en La Primavera una serie de acciones en las que los alumnos de Ingeniería Ambiental se puedan involucrar y aprender

Comunicado del ITESO

El ITESO trabaja en la en la planeación e implementación de una serie de actividades que permitan aprovechar la parte sur del cerro La Planilla, en el Bosque La Primavera, como un “bosque-escuela”, parte del compromiso de la universidad para restaurar y preservar el espacio de 6.7 hectáreas que tiene la universidad dentro del Área Natural Protegida.

En julio pasado la Comisión Nacional Forestal (Conafor) lanzó una convocatoria para asignar recursos destinados a actividades asociadas al “Programa para la Restauración Ecológica del Área de Protección de Flora y Fauna del Bosque La Primavera”.

La universidad atendió la convocatoria y obtuvo un recurso económico de 123 mil pesos, del cual alrededor de 70 por ciento se entrega al arrancar el proyecto aprobado por la Conafor y el resto al término del periodo de este compromiso, que es de tres años.

Lo anterior fue informador por Lydia Hernández, coordinadora de la carrera de Ingeniería Ambiental, quien agregó que este acuerdo tiene que ver con el objetivo de hacer del bosque un espacio para actividades de aprendizaje, además de cumplir con las acciones de mantenimiento, conservación y restauración en las que puedan involucrarse y aprender los alumnos, y contribuir a la concienciación entre la comunidad universitaria respecto a la importancia del cuidado del bosque.

De acuerdo con Ricardo Ontiveros, académico del Departamento de Procesos Tecnológicos e Industriales del ITESO (DPTI), con los recursos que se obtendrán se pretende no sólo trabajar en el compromiso de conservación y restauración, sino ir más allá.

El primer bloque de actividades está enfocado en el monitoreo de variables ambientales y consiste en instalar equipo que hará dicha función. “En este caso vamos a estar registrando meteorología, con una estación que mida las variables atmosféricas…también se piensa para más adelante tener medidores de infiltración a mantos freáticos y de transpiración de árboles”, señaló Ontiveros.

La segunda parte de las actividades ya se ha estado haciendo y es lo más cercano al compromiso inicial que se tiene con la Conafor, ya que son las obras de restauración y conservación del predio de 6.7 hectáreas entre las que se encuentran hacer barreras, zanjas, presas, terrazas y restauración. “La intención de hacer estas obras, además del compromiso asumido por la universidad, es que sean una forma didáctica de cómo se puede restaurar una zona impactada del bosque”, agrega Ontiveros.

Un tercer conjunto de actividades tiene que ver con la medición de los suelos, su vegetación arbórea, el carbono y los arbustos.

De acuerdo con Lydia Hernández, coordinadora de Ingeniería Ambiental, todas estas actividades sirven para que además de “mejorar las condiciones del bosque, el ITESO sea un referente de qué actividades se hacen y en el aprendizaje situado de los alumnos”.

El ITESO es una de las instituciones educativas que tienen predio en La Primavera, entre las que también se encuentran la Univa, la Universidad Marista, la Universidad Panamericana y el Colegio Cervantes.

Las actividades están planeadas para comenzar en el periodo de Primavera 2013, y se buscará la manera de involucrar a la comunidad universitaria en general, no sólo a los estudiantes de Ingeniería Ambiental, Civil o al personal de Jardinería del campus, ya que es necesario que la comunidad se apropie del espacio
.

Scroll to top